Enero es el mes en el que todos nos marcamos objetivos y ajustamos expectativas. Empezamos el año con nuestros mejores propósitos, ponemos el cuentakilómetros a cero y llega el momento de plantearnos cual será nuestro próximo destino. Pues bien, en esta serie de posts no te vamos a proponer un destino ideal ni qué ver y hacer allá donde vayas. Todo eso ya está al alcance de nuestras manos en decenas de páginas oficiales y no oficiales, donde encontramos la habitual sección de “Información útil”. Nosotros hemos pensado que obviando esta información puede interesarte que te contemos trucos, anécdotas o planteamientos a tener en cuenta en ciertos destinos para aprovechar al máximo tu tiempo.

En esta serie de posts vamos a hablar sobre Bangkok, Bali y Singapur. Si estos son destinos de tu interés ya habrás leído algo sobre ellos, pero espero que lo que te vayamos a contar te sirva y lo apuntes en tu cuaderno de anotaciones.

Etapa 1/3;  Bangkok

Comenzamos en Bangkok, la ciudad más poblada de Tailandia. Se trata de una ciudad de contrastes en cuanto a aspectos sociales, culturales y económicos y te darás cuenta de ello nada más pisar la calle. Uno de sus principales atractivos son la gran cantidad de templos y mercados cargados de historia que podemos visitar. Querrás ir a muchos de ellos, bien porque lo has leído y/o te han contado amigos…pero nuestro consejo es que antes de nada te hagas una lista priorizando lo que realmente quieres ver y luego dejarte llevar.

Te preguntarás por qué te decimos esto. Se dice que es el país de las sonrisas y destaca la amabilidad de su gente. Así lo pensamos nada más salir del hotel, cuando nos vieron con un mapa en la mano y varias personas nos preguntaron si podían ayudarnos. Tras exponer nuestras dudas, sin saber cómo acabamos en menos de 5 minutos montados en un tuk tuk con regateo incluido por parte del lugareño.

El tuk tuk es un medio de transporte muy interesante para desplazarnos por Bangkok/ #planbe

El tuk tuk es un medio de transporte muy popular en Bangkok/ #planbe

Esa situación nos pareció divertida al principio, pero cuando ves que hasta llegar al destino te han parado en varios negocios, como joyerías y tiendas de tela para hacer trajes a medida…pasa a ser curioso. Cuando esto se repitió en el siguiente tuk tuk, ya nos planteamos que algo tiene que haber detrás. Descubrimos que a esta gente les dan bonos de gasolina para estos vehículos si llevan a turistas. Así que nuestro primer consejo es que cuando acuerdes destino y precio con el conductor del tuk tuk deja muy claro que quieres ir directo!! Sin paradas!! Y es que en esta gran ciudad el tráfico es un auténtico caos y estos retrasos pueden hacer que para cuando llegues a ese lugar que tenías planeado visitar ya esté cerrado.

Aún así, si te ves envuelto en una situación como esta y te llevan a una joyería en la que te sientes incómodo y quieres salir de ella, existe una solución elegante: pregúntales por el pink gold (oro rosa). No van a tener, te lo aseguro, ya que este país es amante del yellow gold (oro amarillo o convencional).

Mercado flotante de Damnoen Saduak | #planbe

 

El siguiente consejo es que si quieres hacer algún tipo de excursión fuera de Bangkok lo hagas a través de cualquiera de las agencias situadas en la calle Khao San Road  [MAPA ]. Posiblemente ésta sea una de las calles más caóticas de la zona, sobre todo por la noche. Además de bares, restaurantes y tiendas a pie de calle, encontrarás agencias de viaje en las que ofrecen excursiones de todo tipo. Nosotros te recomendamos el Damnoen Saduak Floating market y Talad Rom Hoop train. No podrás olvidar los colores, olores y sensaciones que vivirás en estos mercados.  ( + info)

 

Talad Rom Hoop. El tren a su paso por los puestos de venta del mercado. | #planbe

Te recomendamos ir directamente a esta calle porque a nosotros nos ocurrió que en uno de los tuk tuk de los que montamos el conductor nos llevó a otra zona de agencias de viaje donde en ninguna de ellas ofrecían este pack que consideramos el más interesante. Así que si lo tienes claro y no quieres perder tiempo, ve a Khao San Road y ahorrarás tiempo y energías. El regateo en estas agencias también es común.

En toda la ciudad, pero sobre todo en esta calle Khaosan road y sus paralelas encontrarás establecimientos donde ofrecen masajes, manicura y pedicura a precios ridículamente económicos. Te aconsejo que hagas todos los que puedas, ya que tras un día de calor y zapatilla son una buena recompensa.

También en esta calle también podrás encontrar puestos con insectos listos para comer tal y como habrás visto alguna vez en televisión. Si decides no probarlos y solo hacer una foto tendrás que pagar por ella, así que ya que estás… pruébalos!

Si has estado en Londres, Khao San Road te recordará mucho a Kandem town por su gran variedad de bares, pintorescos restaurantes y la locura de las tiendas y espectáculos callejeros. Todo esto unido a un ambiente juvenil y animado hace que este lugar sea sin duda de visita obligada.

 

Disfruta de la experiencia | #planbe

Os incluimos la ruta google maps que vamos a realizar a lo largo de estas 3 entradas, así lo teneis todo más ubicado y localizado.

Y hasta aquí el primer post de la serie de tres en los que os hablaremos de nuestra experiencia en el sureste asiático. Espero que esta primera parte te haya gustado y la puedas tener en cuenta para añadir a tus anotaciones. La próxima semana podrás leer más de nuestros consejos viajeros… Próxima parada: Bali.

 

Try, Comment & Share

>> Comparte si te gusta, hazlo si te animas


css.php